En España valoramos mucho la importancia de la buena alimentación y de la gastronomía en general. No es de extrañar pues tenemos una de las mejores dietas del mundo conocida en todo el planeta por ser una de las más sanas, sabrosas y naturales.

Este valor de la gastronomía a veces nos sirve para obviar platos y recetas de otros países, a veces lejanos, pero otras veces tan cercanos como Portugal. Nuestro país vecino no tiene tanta riqueza gastronómica como tenemos nosotros y es que siendo de un tamaño similar a Andalucía, cuenta con una carta de recetas y platos que no tiene nada que envidiar a la nuestra.

Para luchar contra este desconocimiento por la cocina portuguesa hemos querido hacer este artículo con los mejores platos de nuestro país vecino:

– Platos con bacalao. Uno de los productos más usados en la gastronomía portuguesa, preparado de cientos de formas distintas. De hecho, se dice que en Portugal hay una receta de bacalao diferente para cada día del año. Entre los platos con bacalao, es obligatorio probar el Bacalao a bras (con huevos, aceitunas y patatas), con bechamel, o el Bacalao lagareiro, horneado con cebollas y pimientos.

TE GUSTARÁ TAMBIÉN:  Una Navidad bien decorada

– Cataplanas de mariscos. Aunque este es el plato más típico, en realidad existen multitud de recetas de cocina portuguesa en cataplana elaboradas con carnes, pescados y arroces. La cataplana se cierra herméticamente y cocina al vapor por lo que abrirla es toda una experiencia para los sentidos.

– Laitao (cochinillo asado). El cerdo es una de las carnes más comidas en Portugal, con el cochinillo asado como plato estrella, crujiente por fuera y jugoso por dentro.

– Arroz de Tamboril. Un plato de arroz caldoso cuyos ingredientes estrellas son el rape y el cilantro. Su secreto reside en una buena elección de ingredientes frescos.

– Pasteles de Belem. Postre por excelencia, se trata de unas tortitas de crema, de unos 10 centímetros de diámetro, elaboradas según una receta secreta que no ha sido desvelada en casi doscientos años y que, supuestamente, sólo tres personas conocen en el planeta.

Hemos visto cinco platos pero realmente la cocina portuguesa tiene muchas más recetas igual de exquisitas. Si tenéis pensado viajar a Portugal próximamente os animo a que no dejéis de probar estos platos.