Va, preséntate

Soy Ángela García, vivo y trabajo en Barcelona. Desde hace más de 15 años trabajo como estilista culinaria en colaboración con el fotógrafo Hans Geel en la producción de libros de cocina.

¿En qué consiste el trabajo de una estilista culinario?

En mi caso no solo hago de estilista. También hago de cocinera, redactora y coordinadora de  proyectos. Todo esto en estrecha colaboración con nuestro equipo de redactores, correctores y diseñadores. Para el estilismo culinario hay que tener conocimiento de todo: fotografía, gastronomía, ciencia de los colores, efectos de diferentes iluminaciones sobre los platos, composición, etc. Y evidentemente las fotografías tienen que abrir el apetito o por lo menos darte ganas de preparar la receta. Además hay que saber dar el mejor aspecto a los diferentes ingredientes y combinarlo con mucha estética con fondos y atrezzos.

¿Como empezó tu carrera en la fotografía culinaria?

A finales de los años 90 trabajé en un estudio de diseño gráfico como coordinadora de proyectos editoriales. Entre los muchos proyectos de este estudio estaban los libros de cocina. En aquellos momentos nos costó bastante encontrar buenos estudios de fotografía especializados en alimentación. Es entonces cuando conocí a Hans Geel, un fotógrafo holandés con un estilo de trabajo muy fino, limpio y de gran estética. Empecé a acudir a su estudio bastante a menudo y le ayudé en la preparación de algunas fotografías culinarias. Mis aportaciones le gustaron tanto, que al poco tiempo me vi trabajando casi exclusivamente como estilista culinaria.

Hay un enorme auge de interés por la comida, ¿no es así?

Mortar with garden herbs Así es, y es sorprendente que la gente compra cada vez más libros de cocina. Hay que admitir que en la fotografía hemos avanzado mucho y la presentación de los libros es cada vez más bonita. Pero en general se nota más interés por la comida natural y de calidad, la cocina internacional y los platos pequeños y diversos. También se lleva mucho el uso de ingredientes de proximidad y de temporada y los alimentos bio. Actualmente, la conciencia de la comida se nota en el hecho de que cada vez hay más personas que prefieren una dieta saludable o vegetariana.

TE GUSTARÁ TAMBIÉN:  Hondarribia, playa y pintxos

¿Qué es lo que más te gusta fotografiar?

Tapas, entremeses y pequeños platos muy elaborados. También disfruto mucho con la fotografía de zumos frescos o cócteles.

¿Utilizas algunos trucos para que los platos salgan mejor en las fotografías?

Ninguno. Todo lo que se fotografía está preparado al momento y todos los ingredientes son siempre frescos. Funcionamos casi como la cocina de un restaurante, excepto que los platos no van a la mesa, si no al plató. Nuestro estudio tiene unas normas éticas que seguimos. Una de estas normas es no usar trucos, otra es que la foto que hacemos es exactamente lo que el lector tendrá cuando prepara la receta. Para esto seguimos la receta paso a paso, y al mismo tiempo corregimos los errores si los hay, en cantidades de ingredientes o tiempos de cocción y preparación.

¿Y los atrezzos?

Los atrezzos son el tesoro de la estilista. Es imprescindible disponer de una enorma gama: cientos de platos, tazas, copas, servilletas, cuberterías, etc. en todos los colores y formas para conseguir la mejor combinación con la comida que se presenta. En el estudio de fotografía disponemos de un gran almacén de estos materiales, perfectamente ordenados para su uso inmediato.

¿Cuántos libros de cocina tienes ya en el mercado?

No sé, pero seguro son más de cien. Desde pequeños libros con recetas de gintonics y mojitos hasta grandes obras que incluyen viajes por las diferentes comunidades de España.

¿Qué tienes entre mano ahora?

No te lo puedo decir. Tenemos una relación de gran confianza con nuestros clientes y nunca desvelamos los proyectos en los que estamos trabajando.

Si quieres saber más, visita la web de Angela García

Web: www.angelagarcia.format.com/
Mail: agarcia@proformavisual.com